El Templo del Ocaso

Blog de relatos de escritores novel. Fantasía, Terror, Romance...

Onírico
Desde que soy pequeña tengo un sueño. Un sueño que me reconforta y perturba a un tiempo. La primera vez que lo tuve no puedo recordarlo con exactitud, pero tenía entre 5 y 8 años.
Era un sueño tan vivido, de esos que piensas que es la realidad. Hasta que despiertas y te das cuenta que no era así.
En él yo estaba en la casa de campo de mis abuelos y todo era igual y a la vez diferente. Mientras soñaba esas pequeñas diferencias me parecían normales. Todo era un poco más oscuro, los enormes árboles que crecían desde el barranco que había junto al huerto, eran mucho más enormes y el barranco abisal.
Todo era más oscuro menos un detalle. Un niño acuclillado bajo mi cerezo favorito hundía las manos en la tierra y se las miraba con atención. El niño parecía tener más o menos mi edad y aunque jamás le había visto y estaba dentro del huerto, de alguna manera en el sueño, me parecía perfectamente normal que estuviera allí.
Yo iba descalza y notaba la tierra metiéndose entre los dedos de mis pies. No hacia ni frío ni calor, pero una suave brisa acariciaba mi piel y todo tenía sentido.
No podía ver el rostro del niño, ya que una espesa mata de pelo de un rojo intenso se lo cubría.
Llevaba una especie de túnica marrón y también iba descalzo. Su piel era tremendamente pálida, pero poseía una extraña luminosidad irisada a pesar de estar manchado de tierra.
Me acerqué a él con naturalidad.
-¿Qué haces?- le pregunté.
El niño levantó el rostro hacia mí sin parecer sorprendido por mi intromisión.
Si su piel y cabellos eran chocantes, sus ojos no fueron menos. Tan negros como un abismo, pero de una belleza arrolladora.
Tenía un deje de tristeza en la mirada, pero un ligero brillo apareció al verme.
No habló. Me mostró la tierra que se escapaba entre sus dedos y esbozó una ligera sonrisa.
Yo también sonreí y alcé la vista hacia mi querido cerezo. No estaba ni en flor ni con fruto, sólo tenía las ramas desnudas, pero me reconfortaba igual.
Me acuclillé junto al niño y yo también hundí las manos en la tierra junto con las suyas, el cosquilleo de la tierra era tremendamente agradable.
No se cuanto rato estuvimos jugando así. Llenando la palma de uno al otro con la tierra.
Aunque no hablaba, a veces profería una ligera risa mientras jugábamos, yo también lo hacía y tampoco hablé.
Mientras soñaba pensaba que era verdad. Pensaba que jugaba con un niño de verdad y todo era normal.
Pero desperté.
Y me puse triste, porque no volvería a jugar con el niño. Porque ese niño no existía y no importaba lo real que pudiera parecer.
Jamás le volvería a ver.

4 comentarios:

te habia escrito un comentario pero veo k no sale jejeje
K tu dices de mi, pero anda k tu no escrives bien ni na tia. No tiene ni punto de comparacion. Y me moskea k digas k no escrives bien pork tanto yo como el resto sabemos k no es asi, hummmm... jejejejejeje
La historia me recuerda a una peli coreana k vi hace unos años, era una historia de amor muy bonita y el final de la peli era k el chico y la chica se encontraban debajo de un cerezo y se casaban jejejejeje

Que bonito Eliu snif!

Me gusta mucho como describes y nos transportas con el personaje para que vivamos sus experiencias ^^

Ya me contaste este sueño cuándo compartimos relatos oníricos vía pm. Y lo leí cuándo lo escribiste ya hace tiempo. Pero ahora que lo he vuelto a leer, me ha vuelto a conmover como la primera vez.

Es precioso. Así que a ver si te animas a escribir un libro lenñee!! cuándo lo tengas, yo te ayudo a buscar editoriales y te hago de beta reader, si hace falta.

Besos con el almaa

voy a llorar...
gracias.

Blog Widget by LinkWithin

Sobre el blog

Bienvenidos al Templo del Ocaso...


Este es un pequeño santuario dedicado a la inspiración literaria; hogar de pequeños relatos que varias autores queremos dar a conocer al mundo y que esperamos sea del agrado de nuestros visitantes.

Así que sientanse en libertad de leer y viajar a través de nuestras historias; esperamos que cada linea los una más a nuestro trabajo, y que nos acompañen a través de ésta experiencia.


Contacta con Nosotros

Si queréis decirnos algo, podéis hacerlo en este mail

templodelocaso@hotmail.com

Copyright

IBSN: Internet Blog Serial Number 429-80-776-91 Los relatos aquí publicados pertenecen a sus respectivos autores.Queda prohibido el uso total o parcial del contenido de este blog sin el permiso de los autores.

MyFreeCopyright.com Registered & Protected Free counter and web stats * TopOfBlogsWriting Blogs - BlogCatalog Blog Directory Blogs con EÑE Templo del Ocaso

Crea tu insignia

Afiliados

Editora Digital Nimphie Image Hosted by ImageShack.us Powered by BannerFans.com Create your own banner at mybannermaker.com! Akasha Valentine

El Blog de Mavya PhotobucketCreate your own banner at mybannermaker.com!
Make your own banner at MyBannerMaker.com!

Los relatos de Vaeneria
Create your own banner at mybannermaker.com!
Mas allá de la Eternidad...

¡Afilianos! Copia nuestro código y déjanos un mensaje en el Tagboard con un link a tu sitio.

Para el cursor del ratón sobre la zona de texto y cópialo. Aunque no lo veas ya que la letra es en color blanco por defecto, el texto está ahí y lo verás al copiarlo.

Seguidores

Déjanos un Comentario :)

Las Escribanas del Templo han enviado a una mensajera: