El Templo del Ocaso

Blog de relatos de escritores novel. Fantasía, Terror, Romance...

Heremo el joyero

Érase una vez hace mucho, mucho tiempo en la ciudad de Imbhra, un joyero cuya maestría no tenía parangón.
Su nombre era Heremo y pertenecía a la raza de los elvan que eran reconocidos por su pericia para tr
abajar los metales y las piedras preciosas.
Venían de los lugares más remotos a encargar las piezas de Heremo y él siempre superaba las expectativas de sus clientes.
“Deseo un anillo que haga suspirar de deleite a mi amada” Y ella pasaba el resto de sus días con una sonrisa y un suspiro soñador en los labios.
“Deseo un colgante que muestre  mi magnificencia” y el colgante hacía que su dueño recibiera alabanzas allá por donde pasara.
Ese era el don del famoso joyero Heremo y por él pedía sumas desorbitadas que hicieron su clientela cada vez más selecta.
Las piezas también se hicieron cada vez más perfectas, más deseadas y el joyero elvan también sintió la soberbia crecer en él.
Un día una dama del helado país de Zhemcin se apareció ante él con su piel perlada,  cabellos níveos y sus ojos plateados.Ciertamente era una mujer muy hermosa y pidió a Heremo una tiara digna de su belleza.
El joyero comenzó atrabajar con plata de los hielos eternos de Zhemcin, perlas de las marismas delos Hydrel y cristales azurés de las estalagmitas de las cavernas sumergidas.
Cuando hubo terminado la tiara sabía que era la joya más hermosa que había creado hasta ese día y sabía que la dama  estaría satisfecha. Pero cuando vino a buscarla algo sucedió.
“Una tiara digna de su belleza” le había dicho. Pero Heremo miró a la dama del país del hielo,después miró la tiara que descansaba sobre un cojín de satén e hilos de plata yvio que algo no estaba bien.
La joven se llevó una de sus finas manos al pecho y contuvo el aliento al ver la pieza.
“¿Cómo puedes insultarme de esta manera?” Le dijo al joyero con lágrimas de rabia en los ojos.
Heremo no podía entender que había pasado. La tiara en la que con tanto afán había trabajado ahora parecía pobre, deslucida, fea. ¿Cómo no lo había visto antes?, le había parecido tan maravillosa mientras la creaba.
La joven dama se marchó dando un portazo y dejando un rastro helado tras ella.
Heremo cogió la tiara y esta se dobló, estaba oxidada. Imposible, el metal que había usado no podía deteriorarse.
El elvan  pasó días consternado, sin poder entender nada de ,lo que había pasado. Pero un nuevo cliente apareció yse decidió a dejar pasar tan extraño suceso y continuar como había hecho hasta ahora.
Llegaron más encargos y el joyero trabajó con seguridad. Aun así los resultados siempre eran decepcionantes y Heremo comenzó a desesperarse, pero él era el más grande joyero que había existido.
Esta vez fue un caballero dragón rojo el que requería sus servicios. Quería un anillo que reflejara la fuerza y el poder de su familia.
Heremo asintió seguro de que podría crear una pieza tan magnifica que haría olvidar sus recientes fracasos.
Viajó a las lejanas tierras de los dragones rojos a buscar él mismo las gemas de fuego y el metal de lava que ellos tanto apreciaban. Trabajó en las forjas donde los guerreros filoflama forjaban sus armas, soportando con la ayuda de una capa de los hielos eternos, temperaturas que derretirían a cualquier mortal.Así sabía que el orgulloso caballero sentiría el anillo como si hubiera sido hecho con su propia carne y sangre.
Su piel otrora blanca como la luna se había vuelto oscura como la tierra y su cabello había desaparecido para siempre calcinado por el fuego.
Pero se presentó ante el caballero dragón y le mostró el soberbio anillo.

“¡¿Cómo osas insultarme de esta manera?!” rugió.
Los ojos del elvan que habían sido azules como el cielo y ahora se habían vuelto blanquecinos como el hielo, se abrieron asustados.

“Imposible, no puede ser, otra vez no…”
El anillo en el que tanto había trabajado resultaba ridículo, ciertamente un insulto para cualquiera.
Heremo sintió que el mundo se hundía bajo sus pies, todo se volvió un caos a su alrededor. No fue del todo consciente como el caballero dragón rojo mandaba que lo apresaran y ejecutaran. Sólo corrió, necesitaba escapar de todo aquello, incluso de si mismo.
Corrió y corrió con la ligereza de la que es capaz su raza y ni los dragones rojos pudieron alcanzarle, se internó en los bosques y ni los dragones rojos alados desde los cielos pudieron encontrarle.
¿Qué había ocurrido con su don? Él era capaz de crear las cosas más magnificas y hermosas para los seres más elevados. ¿Había perdido sus facultades?
Sus manos temblaron mientras corría. Pasó meses merodeando por los bosques casi sin comer ni beber.

Los meses se volvieron años, los años décadas y las décadas centurias. Heremo el joyero había pasado a ser un recuerdo. Nadie había vuelto a hacer joyas tan espectaculares como las suyas y nadie lo había intentado convencidos que la caída de tan gran artista había sido un castigo de los dioses.
Los elvan continuaron tallando gemas, fundiendo metales y dándoles forma. Sus piezas seguían siendo las más hermosas, pero algo se había perdido con la desaparición de Heremo. La capacidad de sobrecoger.

2 comentarios:

¿No sigue? ¡Me ha dejado con ganas de más! ¿Qué le pasará a Heremo?

Tengo que echarle un vistazo en profundidad al blog cuando tenga tiempo. Hay un montón de historias que aún no he leído.

Por cierto, he añadido el blog a 'afiliados' en el nuevo blog que estoy haciendo. Como la imagen de afiliados estaba caducada he hecho una nueva con la cabecera de aquí.

Besitos~

Hola guapi! ya seguirá jeje
Aunque me da penita ser la única que publique de vez en cuando. Gracias por añadir a afiliados, miraré como está este, que seguro tiene links caducados y añadiré el tuyo también <3

Blog Widget by LinkWithin

Sobre el blog

Bienvenidos al Templo del Ocaso...


Este es un pequeño santuario dedicado a la inspiración literaria; hogar de pequeños relatos que varias autores queremos dar a conocer al mundo y que esperamos sea del agrado de nuestros visitantes.

Así que sientanse en libertad de leer y viajar a través de nuestras historias; esperamos que cada linea los una más a nuestro trabajo, y que nos acompañen a través de ésta experiencia.


Contacta con Nosotros

Si queréis decirnos algo, podéis hacerlo en este mail

templodelocaso@hotmail.com

Copyright

IBSN: Internet Blog Serial Number 429-80-776-91 Los relatos aquí publicados pertenecen a sus respectivos autores.Queda prohibido el uso total o parcial del contenido de este blog sin el permiso de los autores.

MyFreeCopyright.com Registered & Protected Free counter and web stats * TopOfBlogsWriting Blogs - BlogCatalog Blog Directory Blogs con EÑE Templo del Ocaso

Crea tu insignia

Afiliados

Editora Digital Nimphie Image Hosted by ImageShack.us Powered by BannerFans.com Create your own banner at mybannermaker.com! Akasha Valentine

El Blog de Mavya PhotobucketCreate your own banner at mybannermaker.com!
Make your own banner at MyBannerMaker.com!

Los relatos de Vaeneria
Create your own banner at mybannermaker.com!
Mas allá de la Eternidad...

¡Afilianos! Copia nuestro código y déjanos un mensaje en el Tagboard con un link a tu sitio.

Para el cursor del ratón sobre la zona de texto y cópialo. Aunque no lo veas ya que la letra es en color blanco por defecto, el texto está ahí y lo verás al copiarlo.

Seguidores

Déjanos un Comentario :)

Las Escribanas del Templo han enviado a una mensajera: